River Plate, un grande de Argentina baja a Segunda División, graves incidentes.

Lo que es inadmisible es el comportamiento de su hinchada, en una época de grandes conflictos político-sociales y económicos, el fútbol sirve de vana excusa de movilización popular y de exaltación de bajas pasiones, que no olvidemos, son fomentados por los medios de comunicación, que obtienen enormes beneficios con la creación de falsas rivalidades y hostilidades llevándolas hasta el último extremo y luego se sorprenden y ponen el grito en el cielo, cuando ocurren hechos deleznables como los reseñados.

El fútbol ante todo tiene que mantener su espíritu deportivo, por encima de otras consideraciones, si no, dejara de interesarnos.  

River ya es equipo de Segunda División

Que uno de los grandes caiga de división en un campeonato en el que la regularidad es un factor esencial, es una tragedia. Pero mayor tragedia es pasar todo un año en una división inferior. Primero porque eres el enemigo a batir por el resto de equipos, es decir, la dureza se torna extrema con tal de darle la puntilla. Exagerando un poco y salvando las distancias abismales en los ejemplos, es como cuando un policía es condenado a pasar una temporada en prisión con otros reclusos a los que él mismo ha detenido. Es un mal ejemplo.El equipo bonaerense no fue capaz de remontar el 2-0 del partido de ida en Córdoba contra el Belgrano y del Monumental salió el portero Olave como el héroe. Y llegó el día. River se enfrentaba en su última oportunidad por permanecer en la Primera División argentina al Belgrano de Córdoba. Ambos luchaban por la promoción en una tarde que parecía que, de forma lógica, estaría marcada por la Historia. Pero la historia en este caso no parecía plegarse a la presión de River Plate, lo mismo que en su momento tampoco se plegó ante el Atlético de Madrid, uno de los grandes de la Liga española que tuvo que pasar dos años consecutivos en el infierno de segunda división.

Recordemos que en la liga española solo tres equipos: Real Madrid,  F.C. Barcelona y Athletic Club de Bilbao, han permanecido siempre en la máxima categoría.

Te pueden interesar